“LA MÚSICA NO TIENE EDAD”, EN EL PROGRAMA ENLAZADOS.

La individualización en el servicio y atención a las personas con discapacidad intelectual es una filosofía de trabajo que aplicamos en Apdema para ofrecer respuestas reales y eficaces a las necesidades de cada persona usuaria. El programa Enlazados es un ejemplo de ello, puesto que empodera a las personas usuarias hasta convertirlas en protagonistas de sus vidas. Al ser sensibles a sus demandas, este novedoso servicio de atención inclusivo e integral les permite ganar en autonomía personal, dotándoles de mayor control sobre sus vidas e independencia y más oportunidades de participación en la comunidad. Un ejemplo de ello es la historia de Pedro García de Vicuña, quien ha podido poner en práctica su pasión por la música y, más concretamente, por la percusión. Cabe destacar que el programa Enlazados cuenta con el apoyo de la Obra Social La Caixa

A continuación, os dejamos con la crónica que no han hecho llegar Janire y Rodrigo del equipo técnico del programa Enlazados. Así mismo, aprovechamos para agradecer la ayuda de la Asociación Afrikartu Gasteiz y del equipo del Centro Cívico Aldabe, sin cuya colaboración no hubiera sido posible hacer realidad el sueño de Pedro.

Pedro, uno de las personas participantes del Proyecto Enlazados siempre nos hablaba de su pasión por la música, concretamente de la percusión. Dentro de la filosofía del proyecto está abrirnos a espacios inclusivos y generar espacios de creación y de trabajo en comunidad.

Contactamos con la asociación Afrikartu Gasteiz, que se dedica a impartir clases de percusión Africana a distintos colectivos de la ciudad. Nos pareció maravilloso poder ofrecerlo a aquellas personas que como Pedro se quisieran acercar a la música, la percusión y la cultura Africana, el único requisito era tener ganas, dejarse sorprender…

Para buscar espacios atractivos, inclusivos y motivadores contactamos con el Centro Cívico Aldabe y firmamos un convenio de colaboración para poder realizar la actividad en su precioso espacio escénico…

Pedro, a sus sesentaitantos disfruta y se emociona con la música, con los timbales, los djembes…y como bien nos dice: “Quién me iba a decir a mí que a mi edad por fin iba a estar tocando música”

Equipo Enlazados

Añade un comentario

requerido*

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies